mobile learning – algunas reflexiones.

Por el 22 Marzo, 2011

El antiguo paradigma que marcaba que una persona “iba” a un curso, pasa de moda cuando el elearning dice que el curso va allí donde está uno.

Esta premisa no es del todo válida, salvo que hablemos de formación que realmente pueda estar con uno en todo momento, es decir, formación en el movil: M-learning

Hoy por hoy la presencia omnipotente de iphones y otros aparatos basados en W7 o en android, parece hacer más lógica la idea de contenidos que puedan ser experimentados a través de estos dispositivos y no solo a través de una “estática y pesada” pantalla de ordenador.

Personalmente con mi HTC HD2, paso tiempo jugando, leyendo correo, navegando por internet.. porque no haciendo formación?

Tal vez no estamos hablando de módulos / cursos de una gran duración, pero porque no fichas, videos, pildoras, que, en foco con temas concretos, permitan una verdadera acción formativa, allí donde esté, y cuando tenga un poco de tiempo “libre”.

Con la misma facilidad que envío un sms o consulto y obtengo mi tarjeta de embarque, podría acceder a contenidos claros, cortos, concisos que resuelvan problemas, no que desarrollen teorías.

Por otro lado, no debemos olvidar que la tecnologia movil es “más personal”. Detras de un ordenador no sabemos quien realemente se sienta, pero a través de un movil, ligado a un número de telefono, es más fácil identificar al usuario real y por tanto ser capaces de medir el impacto real que tiene en las personas.

Si bien es cierto que el paso del PC al movil es lento y tímido, la realidad es que millones de usuarios están listos y muchos, muchísimos con la tecnología adecuada.

Solo falta que las empresas decidan que esta es la vía para completar el escenario real de formación. Aula, con un facilitador que trabaja sobre actitudes, elearning “clásico y bueno” para el desarrollo de competencias, sesiones virtuales aportando un toque síncrono, blog y newsletter junto a foros para fomentar lo colaborativo y hacer aflorar buenas prácticas, y el mlearning, para realmente acercar y estar allí donde está el usuario final del conocimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *